Seis consejos para usar un chaleco con Actitud HMH

En temporadas intermedias, como primavera y otoño, el chaleco aparece como una opción ideal para abrigarnos de forma ligera, especialmente en los días templados.

Aunque no todos los hombres se animen a usarlo, el chaleco, si se sabe llevar, no deja dudas acerca de quién es el del buen gusto.

Por eso queremos darte las 6 nociones básicas que debes tener presente al usar un chaleco:

  1. Que sea de tu talle

Gran parte del éxito de un outfit está relacionado al talle correcto, y en el caso del chaleco no es la excepción. Dependiendo el corte del chaleco podrá ser más largo o corto, sin embargo, revisá que no haga pliegues o se estire de más en la espalda o entre los botones.

Si el chaleco es corto puede rebasar la línea del cinturón, pero nunca quedar arriba de éste. Asegúrate de que no haya tela que sobresalga tus hombros.

  1. No lo abotones todo

Al igual que el saco o algunos suéteres, debés dejar el último botón del chaleco sin abrochar.

  1. Con la tela adecuada

¡Para otoño invierno, recomendamos materiales de fibras gruesas (¿dejar el lino o el algodón para el verano!)

  1. Equilibrio en color

Supongamos que el color y el estampado de tu chaleco es llamativo, entonces buscá un equilibrio entre tu camisa y el pantalón. Si el color del chaleco es sólido, podés jugar un poco más con los colores de tu equipo.

  1. Usalo con jeans, chino o traje

Lo ideal para lucir tu chaleco, es combinarlo con pantalones chinos, jeans o un pantalón de traje.

  1. Compralo en un traje de 3 piezas

Refiriéndonos al punto anterior, si compras el chaleco como parte de un traje, será más fácil que puedas escoger la camisa para combinarla con 2 piezas con el mismo concepto.

Con estos 6 consejos lograrás usar con éxito un chaleco, más de uno imitará tu estilo.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *